INVERNADEROS, VIVEROS Y CENTROS DE JARDINERÍA

Los sistemas de MCA microclimas poseen grandes ventajas para mantener un microclima adecuado en el interior de invernaderos de cualquier tamaño. Los sistemas de nebulización juegan un papel importante en el control climático de invernaderos. Los sistemas MCA microclimas aportan grandes ventajas para mantener la humedad y temperatura adecuadas en el ambiente, bajo condiciones de ventilación natural o forzada.

En verano, la rápida evaporación de la nebulización enfriará el invernadero debido al principio de enfriamiento evaporativo,
mientras que se humidifica el ambiente en caso de baja humedad relativa.
Durante el inverno el sistema mantiene el rango óptimo de humedad, previniendo la deshidratación de los cultivos provocados
por los sistemas de calor.

El ambiente creado por nuestros sistemas es apropiado para la mayoría de los cultivos delicados (germinados, plantas tropicales, flores de corte, etc.) en los que no es posible utilizar los sistemas tradicionales de pulverización y microaspersión.

Los sistemas de nebulización MCA microclimas trabajan a una presión de 70 bar y están diseñados para producir gotas de agua de tamaños menores a 5-10 micras, que debido a su pequeño tamaño quedan suspendidas en el aire produciendo el efecto de niebla.

Normalmente los agricultores tienen el problema de baja humedad y altas temperaturas en sus cultivos. Pueden ocurrir serios problemas cuando la humedad ambiental en el invernadero cae por debajo del 30%. Las plantas sufrirán y típicamente reducirán o detendrán el crecimiento. De hecho, muchos invernaderos en zonas áridas cierran la producción en los meses de verano hasta que las temperaturas ambientales se reducen a niveles aceptables.